Los Yaquis de Ciudad Obregón culminaron su primera semana de entrenamiento de la actual pretemporada 2017, y un elemento que ha generado gran expectativa ha sido el jardinero central Eduardo “Mosco” Arredondo.

El pelotero veracruzano de 32 años llegó recientemente como invitado al campo de entrenamiento de la “Tribu” obregonense, donde, con su trabajo y desempeño, buscará un lugar en el equipo del manager Miguel Ojeda.

“Primeramente agradecido con Dios que me tiene saludable y a la directiva que me hace esta invitación al campo de entrenamiento. Vengo con el ímpetu y las ganas de demostrar que puedo ser parte del equipo, yo se que tengo la fuerza y el talento para defender con honor la casaca de Yaquis y eso lo voy demostrar. Vengo a dar de que hablar, pero con mi trabajo”, explicó con emoción el centerfielder.

Para el “Mosco” Arredondo el estar saludable es un factor determinante para poder quedarse en la lista final que debutará el próximo miércoles 11 de octubre, cuando Yaquis de Obregón visite a Naranjeros de Hermosillo, en el arranque de la Temporada 2017-2018 de la Liga Mexicana del Pacífico (LMP).

“El año pasado batallé un poco por las lesiones pero ahora la sitiaron es diferente. Me siento al cien por ciento en todos los aspectos, física, mental y emocionalmente. Vengo listo para conseguir ese puesto titular y dar lo mejor de mi para que el equipo consiga los objetivos”, comentó el zurdo Eduardo de Jesús.

Sobre la rivalidad deportiva que por años hubo con la afición yaqui, Eduardo Arredondo lo recuerda con humor ya que reconoce que jamás hubo mala intención de la gente, y reconoció el apoyo, entrega y pasión con que viven los seguidores de la “Tribu” el beisbol.

“La rivalidad que había con la afición es parte del espectáculo y tengo que reconocer que siempre fue dentro del campo, porque fuera de el, me saludaban, me pedían fotos etc, y eso es lo bonito de este deporte. Ahora me toca defender los colores de Obregón y tengo la certeza que el apoyo lo tendremos desde el primer día”, mencionó el jardinero.

El “Mosco” tuvo actividad en la pelota veraniega con los Bravos de León, donde vio participación en 68 encuentros, tuvo 270 turnos al bat, conectó 86 hits, anotó en 39 ocasiones, se voló la barda 5 veces e impulsó 29 carreras, para un promedio de bateo de .319 AVG.

Comentarios

Comentarios